EXTREMODURO
SECCIONES  
  INICIO
  BIOGRAFÍA
  ROLLING STONES 2011: EXTREMODURO
  EL VIAJE INTIMO DE LA LOCURA
  CONCIERTOS EN RED
  DISCOGRAFÍA
  => Rock transgresivo
  => Somos unos animales
  => Deltoya
  => ¿Donde están mis amigos?
  => Pedrá
  => Agíla
  => Iros todos a tomar por culo
  => Canciones prohibidas
  => Yo, minoría absoluta
  => Grandes éxitos y fracasos (Episodio Primero)
  => Grandes éxitos y fracasos (Episodio segundo)
  => La ley innata
  => Material Defectuoso
  => Para todos los publicos
  => Destrozares
  SINGLES
  RAREZAS Y COLABORACIONES
  FOTOGRAFÍAS
  ENTREVISTAS
  RECORTES
  BIBLIOGRAFIA
  VIDEOTECA
  VIDEOCLIPS
  ENTRADAS
  ACORDES
  DIBUJOS & PINTURAS
  CARICATURAS (VIZCARRA)
  DIBUJOS (AZAGRA)
  CURIOSIDADES
  ENCUESTA
  PUZZLES
  FONDOS DE ESCRITORIO
  AVATARES
  LINKS
  TRIBUTO A...
  CONTACTO
  CONTADOR DE VISITAS
Sube la marea: 177540 visitantes
¿Donde están mis amigos?







El duende del parque

Pasan las cosas al compás del tiempo
y yo no me entretengo
ni en mirar ¿pa qué?
Cojo mi ropa
¿dónde vas? ¿no ves
que está cambiando el viento
otro lugar? ¿y qué?
Que a codo con la sinrazón voy navegando,
que a codazos con mi corazón voy dando tumbos,
que encuentro un poco de calor hoy no me derrumbo,
que una chica me sonríe demasiado para mí.
No arranco flores para ti ¿qué culpa tiene este jardín?
si a ti te va coleccionar bellezas de origen natural;
Me gusta poderte cantar, no me gusta no poderte chupar
Y si no te puedo ver, no me gusta
no me gusta, no me gusta ná.
Afuera de mi casa tengo flores,
sembradas en el campo
como a ellas les gusta estar.
Enciendo muy temprano los motores
me pongo muy contento si las voy a visitar. ¡Ja!
No me conoces
vine ayer de Marte
soy un duende del parque
nada más.
Saco los dientes
soy capaz de andar
en contra la corriente
aparta ya.
Que a codo con la sinrazón voy navegando.
que a codazos con mi corazón voy dando tumbos
que encuentro un poco de calor hoy no me derrumbo.
que hoy la vida me sonríe, demasiado para mí.
Me gusta poder elegir, no me gusta tenerme que callar
si no encuentro drogas por aquí
no me gusta, no me gusta nada este lugar.
Mirando por dentro de mí he visto un tipo sin igual
he visto un feliz porvenir, me he visto
follando en cualquier portal.
Afuera de mi casa tengo flores,
sembradas en el campo como a ellas les gusta estar.
Enciendo muy temprano los motores
me pongo muy contento si las voy a Visitar. ¡Ja!

No me calientes que me hundo

Ella era una flor del mar, yo un delfín tras un velero,
de esta noche no paso
se ha hundido otro petrolero.
Otra batalla perdida,
un grito de desconsuelo,
¿qué puedo hacer? Si mis pies
ya se están hundiendo en el cieno.
Se hizo la nada al llegar esta madrugada,
bloques de acero se estrellaron en mi cara,
todo quedó tan oscuro que ahora ya no
hay quien te encuentre,
sólo has dejado silencio en esta balsa
de aceite.
Con lágrimas en los ojos,
con el pene ensangrentado,
fue un adios muy doloroso
pero yaóse me ha pasado.
Me ha contado una gaviota:
- Hola, soy tu compañero
de esta noche no paso
se ha hundido otro petrolero.
Se hizo la nada al llegar esta madrugada
bloques de acero se estrellaron en mi almohada.
todo quedó tan oscuro que ahora ya no
hay quien te encuentre
sólo has dejado silencio en esta balsa
de aceite.

Sin dios ni amo

Voy a dejar esta ciudad, no me pienso despedir
de la gente hace ya tiempo estoy ausente.
no sé ni a dónde voy a ir,
no me he parado a pensar.
A un sitio de color de rosa.
Vamos a un garito, sale un camarero
nos ha mirao de lado, tiene cara de lelo
le pido unas cervezas, está malhumorado,
si no me baja el tripi ya la hemos preparado.
Un vaso al suelo, segundo vaso al suelo,
tercer vaso al suelo, a la calle.
Corre
que no pienso esperar que me amodorre
la desilusión.
Salta
y si no vienes te escribo alguna carta
desde una estación.
No tengo amo ni dios, vivo la vida a saco.
me noto el poderío debajo del sobaco.
No recuerdo mi cara, me miro en
un espejo
y oigo dentro de mí: lejos, más lejos.
Otra movida más, vente conmigo
vamos al mundo donde yo vivo.
Ya me deben de quedar
dos neuronas nada más,
las desato y son como el perro y el gato.
No necesito descansar,
llevo tiempo sin parar,
voy buscando el sol detrás de las esquinas.

Pepe Botika (¿Dónde están mis amigos?)

Pepe Botika es un honrado traficante
tomando copas me l'encuentro to los días
me cuenta historias de sus años en la cárcel
a veces había suerte y si tenía pasta salía.
Qué vergüenza, Señoría. ¿Cuánto cuesta su amnistía?
Lo colocaron con las manos en la masa
cuando venía del campo de coger higos
entodavía no l`han visto por su casa
lo tienen preventivo en una celda de castigo
¿¡Dónde están mis amigos!? Encerrados sin motivo.
Carabanchel, La Modelo. Herrera de la Mancha,
Cáceres II. Alcalá Meco, Puerto de Santa María.
El contrabando era su oficio más brillante
y las fronteras se las salta to los días
tengo colegas en casi todas las cárceles
era de Plasencia me parece que decía.
Qué vergüenza, Señoría ¿Cuánto cuesta su amnistía?
Un día le hicieron un registro al soterrizo
y le incautaron 20 kilos de chorizo
hashis, caballo y cocaína pal que compre
pues ya lo dijo dios: no sólo de pan vive el hombre.

Estoy muy bien

Cada vez que pasas a mi lado,
sin mirar, puedo oler tu calor.
Y tu amor resudado, sabe ¿a qué?
Yo no sé.

¡Cómo pretende que me salga de la hoguera!
¡No se da cuenta que siempre estoy en la luna!
Cuando me llama, con su boca, me subleva.
Cuando se marcha, veo su culo, y me tortura.

Cada vez que pasas a mi lado,
sin mirar, puedo hacerme crecer
por arriba y por abajo.
Cuéntame: yo no sé.

¡Cómo pretende que me salga de la hoguera!
¡No se da cuenta que siempre estoy en la luna!
Cuando me llama, con su boca, me subleva.
Cuando se marcha, veo su culo, y me tortura.

Me gustaría mucho más
que te lavaras la cara
sólo las mañanas
que te diera la gana.

Cada vez que te levantas de la cama, y vas a trabajar,
me quedo tan solito, que no sé dónde me voy a agarrar.
Cada vez que te levantas de la cama, y no sé dónde vas,
me quedo tan solito, que ahora sé dónde me voy a agarrar.
Y estoy muy bien. ¡Estoy aquí muy bien!
¡Estoy asín de bien! Estoy muy bien.

Bribriblibli (En el más sucio rincón de mi negro corazón)

Me acuerdo de ti, me cago en tus muertos,
no puedo dormir,
me sueño que has vuelto.
Sueño con tu piel, me siento mejor
ya no tengo sed, ya puedo bailar de flor en flor,
me vuelvo a perder entre el edredón
me vuelvo a quedar sin sol, sin sol, sin sol.
De tanto pensar,
de perder el tiempo,
de tanto privar
por poco reviento.
Sueño con tu piel me siento mejor
ya no tengo sed, ya puedo bailar de flor en flor,
me vuelvo a perder entre el edredón
me vuelvo a quedar sin sol, sin sol, sin sol.
Me coge de la mano
y yo me sueño con tu pelo
para estar tan colgado
hace falta echarle güevos.
Os regalo mis canciones
y me apuntan con el dedo
mira por dónde va el Robe
para mí que ya está pedo.

Malos pensamientos

Las calles desbordadas de soledad,
musitan su canción de asfalto y humedad.
La lluvia de gentes cesó a las doce
y los escaparates, a oscuras, consumen la noche.

La calle, helada, no deja de gemir;
susurra, me grita, y me aleja más de ti.
Y a través del cristal de mis gafas
no entiendo: ¿qué coños tienes dentro?
¿Y a quién agobias tú?

Mi cerebro es asfalto;
mi rostro, cemento.
Las palabras forman
grilletes de brillante hielo.
Suda mi piel, y lubrifica
mis malos pensamientos.
Ya no puedo caminar
recto desde hace tiempo.

Las banderas de mi casa son la ropa tendía.
En mi casa, las banderas son los pájaros sin amo,
y una chica, qué ligera, salta del bus a la acera.
En mi casa, las banderas son de todos los colores:
son el amor y la lluvia en noches de luna lunera.
En mi casa, las banderas están hechas de agua pura;
son los duendes del parque, que registran las basuras.
Las banderas de mi casa son la ropa tendía.

PD:
Te acompaño un rato ¿amigo mío?
en tu camino.
En este cruce, te dejo, y me voy campo a través,
por tus tierras; unas fértiles, otras mal regadas.

Posado en un nenúfar

¡Y qué me importa si te marchas mañana!
¿Y qué más da si no te vuelvo a ver!
Pegando brincos me iré como una rana,
y en los nenúfares me aposaré.
*Sucio.
Miro suave y luego rompo,
y calma.
Escupo semen y más semen.*
Paso las horas sin hablar,
menos a veces, que me vuelvo loco.
Y mi cabeza, ¿dónde está?:
la estoy perdiendo de poquito en poco.
Y al sonreír me has hecho otra vez soñar;
ya no podía resistir esta puta realidad.
Y harto ya de vivir, por dentro empezó a gritar,
y nunca ya nadie le oyó decir ni una palabra más.

*Extraído del libro "Mierda bañada en mentiras de sangre (Poesía desnuda)" de Raúl Lomas

Islero, shirlero o ladrón

Para ganar cuando hay algún conflicto,
hay que tenerlos bien puestos en su sitio.
Para ceder si te has equivocado,
hay que comerse los cojones a bocados.
O todos a la vez; o todos, o ninguno.

Para sentirse como se sienten otros,
puedes fumarte si quieres cuatro porros:
la imaginación se siente desbordada
aunque siempre hay gente
que no se entera de nada.

No queremos estar metidos en una caja;
o nos dejáis jugar, o sos rompemos la baraja.
O todos a la vez; o todos, o ninguno.

Pueblos, valles y montañas
va volando un colorín.
-¿Dónde sos habíais metido?
-Ya llevamos tiempo aquí!
-Yo soy negro. -Yo, gitano.
-Yo no soy de este país.
-Yo naí en una patera,
y ya llevamos tiempo aquí.
Necesito trabajar: he aprendido a ser shirlero,
ayudando a los demás, a quedarse sin dinero.
-¿Soy camello! -¡Yo he abortado!
-Yo estoy loco por salir.
-¿Cuánto llevas de condena?
-Ya llevamos tiempo aquí.
Obligado a pelear, he aprendido a ser Islero.
¯Manolete, ¿dónde estás?. Hoy te cojo por los güevos.

Historias prohibidas (Nos tiramos a joder)

Esta historia que va, nunca nadie se atrevió a contar me acuerdo muy bien, sucedió hace mucho tiempo atrás,
no había de comer y me faltaba tiempo para pensar,
mis prejuicios maté y nunca más los voy a desenterrar
comíamos hiel, vomitábamos sin descansar,
ahora tengo sed, recuerdo el whiski atravesando mi piel.
Háblame, estoy prohibido y lo sé.
Nos hemos dado cuenta,
quiero más y está jodido el percal.
A mi padre robé muchos años de tranquilidad,
a mi madre dejé mil secretos aún sin confesar,
la calma perdí y en un mal sueño a mi enemigo encontré
luego todo acabó y ahora sólo queda el mal humor.
A veces nacer y a veces ganas de acabar con tó.
Te vuelvo a llamar, paso un mal rato hasta que vuelvo a olvidar.

Los tengo todos

Descuéntame las horas que no he estado contigo.
Mándame una factura al parque donde vivo.
Di que somos iguales: no creo en tu calendario.
Di que somos felices, y me masturbo a diario.

Otra vez quiero más,
que la lujuria no es mi único pecado capital.
El orgullo y la envidia,
la gula, la soberbia, la pereza y la avaricia.

Ya te habrás dado cuenta, no estoy domesticado:
me follo hasta las cabras, me cago en los sembrados,
me están saliendo cuernos No te pongas al lado,
que estoy sudando estiercol, ¡y me está creciendo el rabo!












¿Dónde están mis amigos? es el título del cuarto álbum de estudio del grupo extremeño Extremoduro, grabado, producido por Ventura Rico y publicado por DRO en 1993.

Siguiendo el estilo ya confirmado con Deltoya y de nuevo al amparo de una discográfica grande como DRO, con la que seguirán en el futuro, Extremoduro puede permitirse seguir sacando un álbum por año, y en 1993 presentan su cuarto trabajo. Ya por esta época se han revelado como uno de los grupos más importantes del panorama nacional español, y en esta nueva entrega amplían su lista de himnos con canciones tan emblemáticas en su discografía como El duende del parque, No me calientes que me hundo, Pepe Botika (que se subtitula, como el álbum, ¿Dónde están mis amigos?), Bri, bri, bli, bli (En el más sucio rincón de mi negro corazón) o Historias prohibidas (Nos tiramos a joder).

En el disco se amplía la instrumentación usada en la entrega anterior con flautas y otros instrumentos de viento, aunque aún no llega a los niveles de complejidad en lo que a música se refiere que alcanzarán trabajos posteriores.

DISCOGRAFÍA  
 
 
Publicidad  
   
DESCARGA SU BIBLIOGRAFÍA  
   
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=